El compromiso de nuestros empleados

“Disculpa, soy clienta del centro, quería saber si tendrían alguna crema hidratante que no sea demasiado grasa, ¿me podría ayudar?” Le preguntas a un empleado.

“Uh… si mira en esa estantería encontrarás todo lo que tenemos” Te responde empleado que inmediatamente se dirige de nuevo a su compañera para terminar de contarle el fantástico fin de semana que tiene planeado con su novio.

¿Te suena de algo? Acabas de encontrarte a un empelado ‘desconectado’. Si todos tus empleados fueran iguales… ¿Qué pasaría con tu negocio?

Existe personal desconectado en todos los sectores y tipos de empresas. Normalmente son fáciles de reconocer por sus actitudes indiferentes a casi todo. No les importa tu negocio, a algunos ni les gusta su trabajo y emanan negatividad constantemente.

Los empleados desconectados son un verdadero veneno para el centro- no rinden lo esperado, pierden clientes y corrompen el ambiente de trabajo. Dicho esto, la mayoría de personas inician con unos altos niveles de compromiso con el negocio y sus necesidades pero con el paso del tiempo esta tendencia se va invirtiendo de forma gradual a medida que las expectativas de ambos, empelado y responsable, se distancian más y más.

 

¿Qué significa realmente el tener empleados comprometidos con la empresa?

Lo positivo de todo esto es que es posible recuperar los niveles de compromiso de los miembros de tu equipo con la empresa. Eso sí, necesitarás poner mucho esfuerzo en gestionar correctamente tu ‘capital humano’.

El primer paso es entender que pinta tiene un empleado comprometido con la causa; Estos cumplen y sobrepasan sus responsabilidades para realizar un buen trabajo. Están comprometidos con el éxito del centro y están dispuestos a hacer lo que sea necesario para conseguir objetivos. Es importante mencionar que si bien muchos empleados no muestran señales de compromiso sincero con la empresa, esto no necesariamente quiere decir que estén desconectados de la misma. En cualquier caso estos empleados necesitan igualmente ser reconectados. Para alcanzar un óptimo nivel de compromiso debes construir un ambiente de trabajo donde, genuinamente, las personas sean el recurso más importante de la empresa.

 

Recuperando el compromiso

Para conseguirlo deberás cumplir con las expectativas de la gente y proporcionar un fantástico ambiente de trabajo. Existen muchas prácticas empresariales para conseguir este objetivo. En cualquier caso, podemos dividirlas entre 4 áreas básicas;

  • Recolección de hechos- Estas son actividades que te ayudan tanto a entender los niveles de desconexión y tu situación actual, como a monitorizar regularmente cambios en esta situación actual.
  • Crear un ambiente de compromiso – Son actividades que te ayudan a mejorar los niveles de compromiso de tu gente.
  • Factores ambientales- Actividades que ayudan a prevenir factores que crean desmotivación, gestionando el estrés de las personas, asignando a cada uno las responsabilidades adecuadas y proporcionando un correcto seguimiento individual.
  • Motivadores – Prácticas que ayudan a crear motivación y compromiso

No todas las acciones se aplicarán a todas las situaciones pero por lo general, estos son los factores que te ayudarán a construir mayores niveles de compromiso de tu gente. Vamos a mirar más detalladamente cada una de estas áreas:

 

Recolección de hechos

Pregúntate cuando te has sentido tú sin entusiasmo o compromiso. Este es un excelente inicio. Cuando entiendas el tipo de cosas que te han causado desmotivación y falta de compromiso con tu empresa en el pasado, seguramente encontrarás algunas respuestas a cómo se está sintiendo tu equipo en este momento.

Habla con tu gente sobre sus problemas y expectativas. Tener las expectativas claras es un factor esencial para mejorar los niveles de compromiso de la gente. Es esencial que sepas si la gente piensa que se le está tratando de forma injusta o que no se les está proporcionando las condiciones laborales esperadas. Una vez detectadas las discrepancias intenta solucionarlas lo antes posible. Esto demuestra que tu gente es importante para ti y que te tomas en serio sus necesidades.Pregúntales sobre las situaciones o cosas que les molestan. Intenta ir más lejos de lo obvio; El problema real puede ser sistemático y formar parte de sentimientos más profundos relativos a cosas que esa persona(s) dan por sentado (ej; esto funciona así y no puede cambiar)

Programa reuniones individuales con los miembros de tu equipo- Pregúntale a los miembros de tu equipo que creen que se espera de ellos para luego poder clarificaciones y/o modificaciones. Dejando la puerta de la comunicación abierta podrás evitar, en la mayoría de ocasiones, posibles problemas, conflictos y malentendidos que de otra manera podrían convertirse en grandes problemas.

 

Creando el ambiente adecuado

Dónde puedes haber fallado tú? Humildad y honestidad con uno mismo es muy importante para reencaminar a miembros de tu equipo. ¿Puede que tu estilo de gestión haya comprometido algunos de los puntos que hemos hablado arriba? ¿Puede que ahora te des cuenta de ‘como está el patio’ y que tú hayas contribuido a la presente situación? Admítelo, pide disculpas por tus acciones y construye un plan sólido para seguir avanzando. Este es un gran inicio para reconquistar el compromiso empresarial de tu equipo y demostrar que el compromiso mutuo puede ser muy beneficioso para todos. Si tú respondes ellos seguramente también lo harán.

Practica la gestión participativa. Normalmente a las personas les gusta ser participativas. Quieren y necesitan sentir que son importantes, que se valora su participación y que pueden contribuir en los éxitos (y fracasos). Es muy importante proporcionar las oportunidades necesarias para que esto sea posible e involucrarlos en la toma de decisiones. Es igual de importante que sientan que pueden expresar sus ideas y plantear problemas con total libertad y sin miedo a ser juzgados o a posibles represalias. Ayúdales a sentirse seguros de que estas realmente dispuesto(a) a escuchar lo que tengan que decir y a que valoras positivamente sus ideas y comentarios.

Tú debes ser el modelo de compromiso con la empresa. Cuando las personas del equipo ven que propietario y/o encargados están altamente comprometidos con el éxito de la empresa, esta puede ser una buena prueba de que la empresa realmente se merece su compromiso. Si dudas o expresas negatividad hacia la empresa, no esperes que tu equipo muestren una total dedicación a la misma. Ellos recogen las señales que tú les mandas y evidentemente crean sus opiniones a partir de ellas.

 

Factores de comodidad

Identifica y gestiona el estrés y estado de ánimo. Los empleados estresados serán difícilmente capaces de comprometerse. Simplemente tienen demasiadas necesidades que atender, entre ellas, su propia ‘supervivencia’. Tus reuniones periódicas con ellos te permitirán conocer sus factores de estrés para así poder gestionarlos. En casos extremos considera realizar unas sesiones formativas sobre gestión del estrés. Por desgracia hoy en día son muy fáciles de encontrar. Tu cámara de comercio seguro que tiene varios contactos para ello.

Pon a cada uno al trabajo al que les corresponde. A medida que vas conociendo más a los miembros de tu equipo, asegurarte que aprovechas al máximo sus cualidades y talentos. Es mejor implementar una visión global que centrase en solucionar un problema específico con una persona: ¿Está esa persona hecha para ese trabajo? Pude que necesites replantearte que tareas entran dentro de cada perfil de trabajo o permitir que las personas cambien de posición de trabajo para enriquecer sus oportunidades de aprendizaje. Trabaja con los miembros de tu equipo para cubrir las necesidades de tu empresa. Cuando las personas vean que estás dedicado(a) a su desarrollo, también se van a dedicar al desarrollo de tu empresa.

Proporciona revisiones de su trabajo de manera justa y regular. La mayoría de personas reaccionan extremadamente bien a los comentarios y revisiones de sus niveles de trabajo. La clásica reunión anual no es suficiente si deseas un alto rendimiento y dedicación. Esfuérzate para reconocer cuando tu gente hace bien su trabajo y si necesitas corregir algo o alguien hazlo cuando toca y centra los comentarios en la tarea específica que se debe mejorar.

 

Motivación

Proporciona oportunidades de crecimiento. Un aspecto importante en lo que refiere a los niveles de compromiso de los miembros del equipo es establecer una relación a largo plazo. Esto es importante ya que retiene conocimiento dentro de la empresa. Descubriendo sus talentos y sabiendo que hacer con ellos, podrás proporcionar incentivos a los tuyos para que se queden durante mucho tiempo. Dicho esto, necesitas ser realista… No prometas lo que no puedes cumplir o el problema será mayor
Ayúdalos a ver las cosas desde una perspectiva más global. Demasiado a menudo las personas no saben que pasa en su empresa más allá del pequeño mundo que rodea su día a día. Cuando esto sucede es fácil que pierdan la ilusión por lo que hacen. Asegúrate que conozcan cuales son los objetivos de la empresa para que puedan ver en que parte del motor encajan y por qué.

 

Nota importante; Dicho todo esto es muy importante el saber reconocer cuando los esfuerzos para conseguir el nivel de compromiso necesarios de alguien han sido suficientes. No dejes que una persona bloquee el crecimiento de tu equipo aun que este sea el que te está generando un mayor rendimiento. Cuidado con los empleados ‘tóxicos’ ya que estos pueden comprometer toda tu empresa. El nivel de compromiso de tus empleados es un factor crítico en el éxito de tu empresa. Si sólo eres tú la persona que está comprometida a unos objetivos de empresa, la cosa probablemente no funcionará.

… las personas son sin lugar a duda el valor más importante de cualquier empresa y el que marca su identidad… ¡Es importante que todos tiréis hacia el mismo lado de la cuerda!

 

Share
0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>